Desinformadores desinformados

Thursday, January 21, 2010 by Jorge Marirrodriga ·

En el casi un año de vida que lleva en la web Sobre Israel Opinamos Todos la frase más repetida para comenzar una entrada es: “Estamos fatal, a los periodistas me refiero”. Y aunque el autor del blog se jura una y otra vez, en plan Scarlett O’Hara, que nunca volverá a utilizarla, lo cierto es que motivos sobrados tiene. Porque, señores, estamos realmente fatal, los periodistas.

La última prueba es la noticia rebotada sin rubor alguno en todos lados hace dos días de que Hamas estaba dispuesto a reconocer al Estado de Israel. Casi nada. Y la noticia es empaquetada, copiada y lanzada al aire como cualquier otra. Por muchos. ¿Pero qué nos está pasando? Naturalmente ayer salió el el presidente del Consejo Legislativo Palestino, Aziz Dwaik, de Hamas of course para decir que lo de reconocer a Israel a su organización (terrorista, añado yo) ni se le había pasado por la cabeza (a ellos lo único que les pasa por la cabeza es torturar disidentes y matar israelíes, sigo añadiendo yo).

Ahora, queridos lectores les contaré un secretillo (una miseria) de la profesión. ¿Y por qué un notición de ese calibre iba como de tapadillo en la mayor parte de quienes se hicieron eco de él? Porque la situación actual es la siguiente. A la mesa de un responsable llega una noticia mayormente increible: Sobre la superficie de Marte se ha descubierto una foto de Elvis, Chávez abandona el poder, Zapatero tiene una idea brillante… o, por ejemplo, Hamas reconoce a Israel. El responsable sabe que la noticia es una patochada o un intento de manipulación ¿Pero qué sucede si él/ella es el único que no la da y los demás si? ¿Le felicitarán sus jefes por su sentido común o le recriminarán por ir “por detrás de la competencia”? El responsable se traga cualquier conocimiento de periodismo que tenga y ordena que la patochada se de, pero al mismo tiempo, por vergüenza torera, “que no se note mucho”. Y además si la desinformación va sobre Israel, pues una más y van un millón. Y eso pasó en muchos lugares con la noticia de Hamas. Que ni siquiera copiaron bien al medio que apostó en serio por la noticia y, por tanto, el que se equivocó.

Por tanto, la combinación este cóctel es:
Un desinformador en origen que dice que es periodista + un periodista agarrado por las pelotas + un sector en crisis + una falta total de reflexión y sentido común + el triunfo del lema ¿preguntar para qué? Ya tenemos la wikipedia + (para Israel) un antisemitismo rampante disfrazado de lucha por los derechos humanos= Estamos fatal, a los periodistas me refiero (¡Demonios, otra vez!)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: