Los de Hamas, unos románticos

Por Jorge Marirrodriga para Guysen International News
Lunes 4 enero 2010 – 19:08

Los de Hamas van por la vida de musulmanes superpuros y superguays, pero en el fondo son como todos los demás (con honrosas excepciones en los demás que por eso mismo son honrosas) cuando se meten en política; unos tipos con unas ansias infinitas de poder y de dinero.

Resulta que entre tortura y tortura de sus enemigos de Fatah en la Franja de Gaza han tenido tiempo para reunirse con ellos en el Parlamento Palestino y aprobar una importantísima medida. ¿Firmar la paz con Fatah? ¿Declarar el Estado Palestino? ¿Aceptar la existencia de Israel? Pues no. Los señores han aprobado, por unanimidad, aumentar el presupuesto de funcionamiento del mismo Parlamento. Es decir dedicarse más dinero a ellos mismos, en concreto por un total 300 millones de euros, una parte importante de los cuales saldrá de los bolsillos de algunos de los estimados lectores de este blog vía “ayudas al desarrollo”.

Hamas ya tiene más de 34.000 funcionarios en Gaza (es de suponer que no figuran en este número los numerosos mártires, brigadistas, milicianos y otras especies). No está nada mal, cada vez aquello parece más una autonomía española. O a algún ayuntamiento.

Mientras los parlamentarios se subían el sueldo recibíeron una tremenda noticia. Fiel a su política de estrangulamiento de Gaza, la entidad sionista ha decidido permitir de aquí a mayo todas las exportaciones de dos productos que en la franja, entre lanzamiento y lanzamiento de cohetes artesanales, puedan preparar: fresas y flores. Quién lo iba a decir. Si va a resultar que los de Hamas son unos románticos.

El apóstol del negocio de Gaza

En todo este circo de la caravana solidaria con Gaza hay un detalle del que los medios no estamos informando. Y es una pena, porque ayudaría a comprender a nuestras audiencias el negocio organizado alrededor de la franja y sus habitantes.

La caravana es una iniciativa de Viva Palestina, organización capitaneada por George Galloway, un ex parlamentario británico, expulsado del Partido Laborista, quien durante años alabó en público a Sadam Hussein. “Señor, saludo su coraje, su fuerza y su ser incansable”, declaró ante el dictador bajo cuyo régimen hubo al menos 250.000 desaparecidos políticos. Grabado está. También existen filmaciones en las que abraza efusivamente a Uday, hijo mayor de Sadam, un psicópata asesino del que su propio padre tenía miedo y que en las bodas de sus amigos ejercía el derecho de pernada sobre la novia. Galloway le trataba de “Excelencia”. Ahora Galloway dice que él siempre condenó a Sadam y que en realidad él hablaba con el pueblo iraquí y no con el dictador.

Este apóstol de la causa de Gaza fue expulsado de la Cámara de los Comunes después de ser investigado por quedarse con millones del programa Petróleo por Alimentos que la ONU organizó en Iraq en los noventa. Era sospechoso de recibir durante años a través de una fundación-pantalla el dinero enviado por orden de Sadam. La Cámara no lo probó porque no pudo investigar las cuentas de su mujer (el parlamentario era él) pero sabiendo que olía a podrido en Dinamarca lo expulsó por mal uso de sus privilegios y fondos como diputado.

Terminado el negocio iraquí, Galloway apoyó pública y sucesivamente la ocupación siria de Líbano (“el Ejército sirio garantiza la estabilidad del país”), a Hizbullah (“nunca ha sido una organización terrorista”) y últimamente el fraude electoral de Ahmadineyah en Irán. Se declara defensor de los derechos de los homosexuales, pero ha justificado sus ejecuciones en Irán calificando a los ajusticiados de “violadores”. Hace un año organizó Viva Palestina, como caravana solidaria con Gaza. Su principal socio en la empresa fue el dictador libio Muamar Gadafi. Una comisión oficial británica ha abierto una investigación sobre el uso dado al dinero que recaudó Galloway en el país que, en teoría, debería haber sido dedicado a acción humanitaria. Hasta el momento, Galloway no ha presentado la documentación justificativa exigida por la comisión.

Galloway es un apóstol, si, pero del negocio. Ayer comparó a los israelíes con el doctor Mengele. Vale, ya tiene el titular… y el dinero en el bolsillo.

Más imperialismo solidario

En la fauna europea abunda el turista solidario. Una persona con todas sus necesidades bien cubiertas que disfraza sus ganas de vivir una aventurilla bajo el paraguas de la solidaridad. Se trata de ver mundo, a ser posible gratis, gracias a alguna subvención y con una ONG. Europa es el primer exportador mundial de turistas solidarios, una plaga que daña irremediablemente el prestigio y el trabajo de los que verdaderamente trabajan por los más desfavorecidos. El turista solidario es un pesado y además se hace insoportable por la superioridad moral con la que te habla. Pero, en general, es inofensivo.

Pero existe una subespecie mucho más peligrosa. El imperialista solidario. Se trata de personas que en el nombre de la solidaridad y la libertad pretenden imponer su voluntad precisamente a aquellos por los que presuntamente trabajan. Hablan, por ejemplo, de la dignidad árabe, pero al mismo tiempo consideran que un país como Egipto es una barraca de feria cuyas leyes no rigen para ellos. Hablan de los derechos humanos, pero no les importa que sean violados por sus amigos de Hamas en Gaza, que son enemigos de una democracia a la que han convertido a la vez en su bestia negra y en la base de su negocio (solidario). Ya se sabe: contra Israel vivimos mejor.

Ahora un grupo de imperialistas solidarios ha decidido que Egipto tiene que abrir su frontera con Gaza para que ellos pasen. Ellos sabían que Israel no iba a ceder y lo han intentado con Egipto porque le presuponen un país débil. Eso no es prejuicio imperialista, claro. Dicen que quieren pasar para mostrar su solidaridad con Gaza, que traducido significa, que pretenden salir en la foto y volver a casa rodeados de notoriedad para que su negocio no se acabe. Y seguir dando golpecitos en la espalda a sus amigos que violan los derechos humanos para que ataquen al Estado que consideran su enemigo ideológico. Eso ya lo inventaron en el XIX. Se llama imperialismo.

Gaza libre, pero a los iraníes, que les den

Pero qué jodidos son estos iraníes. Hay que ver qué poca paciencia tienen. Ayer, domingo, era el día indicado para que en Occidente se recordara la masacre de Gaza, ya saben, esa en la que murieron 1.400 civiles palestinos, aunque luego vayan y aparezcan en las web de Hamas ataviados con toda la parafernalia suicida islámica. Pues no, los de Hamas son todos civiles y los israelíes todos militares… o colonos. O mejor: ambas cosas.

Decíamos que ayer debía ser el día de recordar Gaza. Gaza en el corazón, y en el bolsillo, claro, que para eso se reparten las millonarias subvenciones. Tras un par de días de reportajes multimedia en plan “se nos paró el reloj en Gaza” y un premio periodístico al autor de “atacar Gaza sale gratis” que supone la eutanasia, vía rectal, a la decencia profesional y la consagración del modelo militante-activista-y-si-se-puede-periodista, ayer España entera debía haber recordado que Gaza tiene que ser libre. Y allí debían estar los medios, como siempre, para acompañar al movimiento. Al movimiento de resistencia islámica, se entiende.

Y sin embargo la atención se marchó a Irán. Pero ¿de qué se quejan los iraníes? ¡Pero si llevan 30 años con un régimen que odia a Estados Unidos e Israel! ¡Joder, quien lo pillara! ¿No tienen acaso una revolución? ¿No se dan cuenta de que sus líderes son de lo mejor que hay? A cambio hay que aguantar algunas pequeñas cosillas. Si eres mujer la cosa pinta mal, si eres gay mejor que no te enganchen y si quieres democracia y estás harto de que te roben las elecciones… pero ¿quién quiere esta democracia burguesa en la que vivimos con nuestros coches, nuestros fiestones del fin de semana y nuestras vacaciones en el extranjero? ¿No abandonó acaso Jomeini su vidorra parisina para irse a dirigirlos? ¿Pero no habíamos quedado en que la prioridad era liberar a los palestinos? Que se dejen de tonterias, nosotros desde nuestros cómodos sillones donde sentamos nuestros cómodos traseros ya nos solidarizaremos con ellos cuando toque. Pero ahora no. Ahora toca ¡Gaza libre! y a los iraníes… que les den.

Acojónate Israel, llega la Plataforma!

En estas señaladas fechas, la Plataforma de Mujeres Artistas (españolas) viaja a “Palestina e Israel” para expresar su apoyo al pueblo palestino y solidarizarse con Gaza. Con 26 palabras, el lector ya habrá averiguado de qué pie cojea la Plataforma.

La expedición, formada entre otras por “cantantes, actrices y grafiteras”, consta de 125 personas, es decir más del doble del séquito que se llevó Zapatero en su visita a Estados Unidos y sin duda muchas más de las que acuden a los espectáculos en los que trabajan algunas de las integrantes de la Plataforma.

Entre sus actividades, la Plataforma de Mujeres Artistas se entrevistará con relevantes figuras de la administración (palestina, por supuesto) y hará donación “a los hospitales de Gaza” del dinero recaudado en el concierto Gaza en el Corazón celebrado en España… el pasado 27 de febrero. Es decir, que han tardado 11 meses en entregar la guita. Es de esperar que el dinero vaya destinado a las plantas superiores de los hospitales y no a los sótanos donde Hamas instalaba sus cuarteles justamente mientras las artistas cantaban.

¿Quién paga esto? La Plataforma está apoyada por la Federación de Asociaciones de defensa y promoción de los Derechos Humanos en España. Deduzca el lector.

Finalmente, el objetivo del viaje es “destacar el papel fundamental de la mujer en la búsqueda de la solución pacífica del conflicto palestino-israelí” y para ello se van a entrevistar con varias mujeres. Es una pena, pero en su programa de encuentros no figura la madre de Gilad Shalit.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: